La empatía

La empatía debe de conocerse en profundidad para poder tener un mayor desempeño social, de lo contrario, una persona que no desarrolle completamente esta habilidad podría progresivamente ganarse el odio de las personas con las cuales puede interactuar en su día a día.

Primero que nada, la empatía es definida como la habilidad que permite a las personas el conocer las situaciones de las personas a través de las perspectivas ajenas y evitar el egoísmo. Para ello debe de haber un aprendizaje tanto social para que el determinante emocional conlleve a la labor emocional, esto último vendría llevando al “empatizador” a sentirse identificado.

La empatía viene siendo eso: emociones que son determinadas bajo un aprendizaje adquirido a través de cada interacción hecha a nivel social, solo a través de comparar las situaciones propias con las ajenas nos permite establecer vínculos emocionales que ayuden a comprender las situaciones de los demás, esto termina contribuyendo en gran medida con el poder convivir coherentemente.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*